Poemas de Silvia Ortiz

 
Poemas de Silvia Ortiz
 
 
EFÍMERO
 
Es tan nula la ropa que aun llevo,
tan incierto los cristales en mi boca,
tan efímero el ventanal en la escala
de frutales al costado del infierno,
la palmera desnutrida de los campos
ya no deja alforja y trigo en la cegada,
ya no portan nueces cobijadas de infortunio,
ya no lamen las heridas de sus cantaros
violáceos.
 
Mi cobija excelsa e incierta de lamentos,
el declive austero de este vino es penumbra
que hoy abrazo, es delirio que me cerca
los sentidos espaciosos de agujeros,
y me invaden los conciertos en la ola
de lamentos, en la exhausta tarde
y es tan nula la ropa que aun llevo.
 
Es tan necio el perol bajo mi traje,
el tubérculo infundido, los ojuelos indistintos
bajo esta hueca estufa se durmieron,
y ya son otros campos invertidos de las luces,
otros los amantes en la ausente marcha,
desleída y sin respuesta, es tan nula
la ropa que aun cargo.
 
La noche nueva porta el nudo
brutal del limonero,
el sueño concluido es otra sombra,
y es efímero el bullicio en la ventana,
es terrible el archivo expiatorio
de mis huesos, los lamentos,
los que enjaulo gota a gota,
los que riegan los tinteros lujuriosos,
desde casa, es tan nula la vaciedad de este lamento,
este hastió y esta quiebra lunareja en mi ventana.
 
 
Mi lecho
 
Desde mi propio lecho,
asumo el raído y colorido otoño,
el viento en su vigilia,
el claustro en su murmullo,
el oxígeno vehemente
de la tenebrosa ida,
el beso iracundo bajo el mar,
sus aguas, sus cumbres,
este estambre segado,
se acorta, se adhiere al húmero
impasible en mi mandíbula.
 
La tropa en su anular,
el índice en su mudanza etérea,
el cabrío en la fetidez del alba,
el hielo en su solar,
la vieja alcoba en transe,
el fúnebre dominio,
la sujeción al nudo,
la contestataria pompa
en su doliente almíbar.
 
La esfera en mi clavícula,
mi dorso en su lasciva queja,
me asomo, me duele su palidez
sordera, su campo, su batalla,
su norte, su lastimera alberca,
el grillo en su armadura inerte,
la estirpe en su caballo,
el rastro inmaterial de aquel vestido,
su halito fugaz, sus ojos,
mi desarmado beso,
el agrio pasto en su inmortal sonrisa.
 
Silvia Ortiz. 11.15.2021, Virginia, USA
 
 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s