Devdoot: El Ángel – Sudhakar Gaidhani / Traducido por Anabel Kluny (España)

 
Sudhakar Gaidhani
 
 
Devdoot: El Ángel
 
Traducido por Anabel Kluny (España)
de la traducción al Inglés del Prof. Dr. Om Biyani (India) del Marathi original.
Traducción de Canto – I de Mahavaakya (La Gran Expresión),
Poema Épico Marathi original en cinco cantos (555 páginas)
 
 
¡Oh pájaros marineros que cazan para alimentarse de perlas!
 
Llena tus picos
con la eterna juventud de mis alas
porque pronto me iré volando
por mensajeros-faquires que lloran mientras ellos ríen.
 
En esta isla sólo quedan unos pocos brotes
de flores intoxicantes;
así que antes de que yo también arroje mis pétalos
buscar y mantener mis ojos
porque pronto me iré volando
por mensajeros-faquires que lloran mientras ellos ríen.
 
Aún no se han encontrado las caravanas
de Sindbads con sueños dorados
que fueron de esta misma manera engañados;
ni uno ha limpiado todavía
las manchas,
sobre las piedras,
de las joyas que aquí derraman las estrellas.
 
Los pabellones en ruinas
dentro de una veintena de millas,
en el dominio de este fantasma,
fueron destruidos por su amor por las tumbas,
sus pasiones aún no apagadas.
 
Es un valle de tiranos donde
todo el infierno se ha desatado y donde
una guerra está en marcha, un verdadero incendio forestal,
mientras las olas que me ciñen de cadenas
fornicar libremente con la orilla.
 
¡Novatos!
Ya que no encuentra en mi rostro desgarrado por disturbios
el resplandor propio de un prisionero
Dios mismo está dolido.
 
Yo también puedo esconder esta tierra
bajo mis alas extendidas;
yo también puedo volar puedo batir mis alas
como tú y como tú; cada rama aquí lleva
las marcas de mis garras.
 
Fui yo quien dotado
este cementerio a esos faquires.
 
Hasta el día de hoy aprecio en mis alas
los ojos de cristo
y la sonrisa de Buda
por eso este mar me ha hecho cautivo.
 
Aves,
en el mar los barcos de mis agonías
cantan sus canciones marinas;
ve y recíbelos por favor,
porque incluso ellos se van a volar
por mensajeros-faquires que lloran mientras ellos ríen.
 
Amigos,
las tribus de los verdugos-tejedores
que plisan las cuerdas por su trabajo
me he ganado un mal nombre aquí;
su único crimen es este;
son esclavos del hambre.
 
Todavía hay mucho fuego
en el horno de sus ojos
que tan pronto como los gobernantes se vuelven opresivos
que se reducirán a cenizas
cada estructura dictatorial.
 
Oye, ¿es que tú también
me consideras un loco?
 
Entonces, cuenta tus plumas en la oscuridad
afila silenciosamente tus picos
frotándolos el uno al otro
y deja pasar la noche.
Y molestar a la luz del día
tanto con tus picos
esa noche debería volver rápido.
 
Es solo ahora que el cielo
se siente ahogado por la compasión
y está enviando lluvias
al principio gota a gota
y luego a torrentes.
 
Las benévolas fuerzas cataclísmicas
del universo, han estallado
sacudiendo todo lo que es rápido o muerto.
 
El sol, salpicado de estrellas
está temblando, buscando limosna,
con su cuenco de limosna de horizonte
a la puerta de la dulce tarde.
 
Y dice con voz lastimera:
“Madre, oh madre,
Dios te bendecirá
déjame pasar aquí esta noche.
voy a estar en mi camino
al romper la luz del día.”
 
Cuidado con todos
una fuerte lluvia está a punto de caer.
El río volverá a estar completamente inundado
y mis ojos profundos y profundos del lago
esa búsqueda de la orilla
será llevado por la corriente
con mi alma atrapada en ostras.
 
Ante esta calma en mi que
anticipa un terremoto
se suelta, ven, muerte,
y libérame.
 
El grito de la noche virgen
quemado en un incendio forestal
en ahora más de lo que puedo soportar.
 
La jungla de sufrimientos en mi cuerpo
está en llamas, cada célula de mí
se está agrietando, estallando,
así que quita de una vez estas casas en la orilla
el mundo está en llamas,
el mundo está en llamas.
 
Date prisa, lava estas heridas
en el corazón de la tierra,
no sea que se parta en dos
porque este planeta es todo
que tenemos los mortales.
 
Tú que puedes besar
un pájaro de un nido,
¿Quién no me tiemblan los tímpanos?
¿Por qué no puedo oír el gorjeo angustiado
de pajaritos que no pueden encontrar a su madre?
¿Cómo es que el espíritu
que impregna los cinco elementos
se ha vuelto completamente sordo?
¿O es inútil
la resurrección de nosotros los ángeles?
 
Oh mercaderes,
cuidado cuando te quites la armadura
en mi vasto cuerpo cautivo.
Aterrorizados, todos gritarán y gritarán
junglas de árboles se precipitarán, raíces y todo,
los fuertes de hielo se derrumbarán como casas de naipes,
los ríos, como cobras, se deslizarán aquí y allá
y la tierra, como vaca asustada,
temblará en cada miembro.
 
Oh oráculos,
no seas tan pródigo en declaraciones.
Hay que rescatar todo un océano
desde sus profundidades insondables:
una madre tiene que desgarrarse la barriga
para ganar su alivio y ver a su bebé.
 
Las lámparas de varios colores en esta isla
no son iluminación decorativa
son los ojos caídos
de viajeros que perdieron el rumbo.
 
Oh tú que cavas agujeros de cobra
en busca de cobra-gemas
mira cómo se balancean
entrelazados árboles de sandalia.
Estos reptiles con su veneno de la pasión
no te atrevas a tocarme:
el hedor de mi carne y mis huesos
es demasiado fuerte para ellos.
 
Como la tierra agrietada en la calurosa estación seca
como un árbol con ramas cortadas
prominente en un bosque invernal desnudo,
un terror se apodera de todo tu cuerpo,
se apodera de toda la jungla, toda la vida
el terror de desprenderse del miembro.
Hijos de los rishis, escuchen.
No quites la corteza de estas hiedras,
no los quites:
cada miembro de ellos te robará
del poder ganado por la penitencia.
¿Quién será entonces considerado culpable?
nadie sabe.
 
“El sol es mi coetáneo”,
los planetas afirman
realmente no lo sé
porque una descripción general de la fuente
es imposible que fluya.
 
Cada nube como ojos lacrimosos
apresurarse como soltar la vida;
este país, testigo anciano,
que relata fascinantes cuentos de noches
que sondean los vientres asegurando su placer:
esas cosas, dices,
debe ser guardado como una llaga germinada.
Entonces, ¿por qué esta vana tentación
para esconder, bajo las alas, ese pájaro novato?
 
Las respuestas a estas preguntas
quedará colgando como miembros
abierto y lleno de arena.
Viva, pues,
la potencia de mis preguntas.
 
¡Qué rápido se estafa el día…!
¡Con qué rapidez van y vienen las criaturas…!
Algunos con deseos insatisfechos,
algunos con penas inconsolables.
 
Cada caracola está soplando.
Las lágrimas que vuelan a cubierto
congelarse y amontonarse en el cielo.
Las montañas de grano de arena que cortan
las alas de las nubes
sube en llamas halfwa.
 
 
 
Anabel Kluny
 
Una poeta bilingüe que escribe tanto en español como en inglés. Anabel Kluny proviene del país España. La poesía es
su mayor pasión, sus escritos tratan principalmente de temas universales del amor y la vida. Para ella, el mundo en el
que vivimos debe ser respetado, y por lo tanto las pequeñas cosas que contienen energía positiva no deben ser
ignoradas. Ella abraza de todo corazón cada cosa que le da una razón para sonreír en la vida. A menudo se siente
desanimada por la injusticia social o el mal gratuito que existe en todo el mundo hoy en día.
 
Anabel se convirtió en una cara conocida debido a su poesía, especialmente debido a Facebook y WordPress. Ella es
miembro de varios grupos de poesía de renombre, algunos de los cuales son: World love Poetry and Love Music, The
International Poetry, International Poetry Readers of Vishwas Vaidya, Global Poetic Legacy, The Passion of Poetry
and Skylark Poetry Society.
 
Anabel Kluny ha editado y publicado con éxito los libros “Poetic Passion”, “Forever and Ever” y “For The love of
Life”, compuestos por el eminente poeta Timothy Michael DiVito. También se le atribuye por editar y traducir del
inglés al español el linro “Devdoot The Angel. ” de la poeta Sudhakar Gaidhani. Recientemente ha publicado el libro
“Erase tú y yo” en español y también la versión en inglés de “Once Upon a You and Me”.
 
Enlaces:
 
-Wordpress: anabelrc.wordpress.com
-Facebook: Anabel Kluny
 
Sus libros a la venta en Amazon:
 
-Erase Tú y Yo
-Once Upon A You and Me
 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s